miércoles, 16 de septiembre de 2009

CONFESIONES DE UN LECTOR FRUSTRADO III

Estimado Arsenio, mentor

Te escribo esta carta y sé que escribirla es una vergüenza pues es para decirte que he empezado varias veces los libros que me pediste que leyera pero no he podido pasar de las primeras líneas. El caso es que las leo y las releo y como no les encuentro sentido, me enfado y cierro el libro que haya tocado. ¿De verdad dices eso de que el Quijote y la Metamorfosis son obras maestras? A mí me parece que son dos grandes tomaduras de pelo. Lo comenté el otro día con Ovidio, esto que te digo, y me espetó que esto me pasaba por ser racionalista. Supongo que esto de ser racionalista es bueno porque Ovidio es un buen amigo y no me insultaría por opinar sobre unos libros tan escasos de interés.

Me explico, en el de La Metamorfosis de Kafka, el libro empieza con una tontería y termina nada más empezar. Fíjate tú si no que dice:

Cuando Gregorio Samsa se despertó una mañana después de un sueño intranquilo, se encontró sobre su cama convertido en un monstruoso insecto.

Y ya está. Acaba de fastidiar el cuento, porque, vamos a ver, si se titula La Metamorfosis y nada más empezar la metamorfosis ya ha concluido pues adiós historia, por eso no soy capaz de seguir leyendo. Por eso y porque no hay quien se crea que un hombre se puede convertir en un insecto horrible. Hasta yo, con lo bruto que soy, sé que se puede ser un cerdo, o comportarse como un perro, pero convertirse en … esto es una tomadura de pelo y no lo voy a leer.

El otro, el del Quijote, es otro que tal. El autor resulta ser un incapaz. No sabe donde ocurre la historia (En un lugar de la Mancha) y eso que la comarca no es muy grande. Ni tiene interés en saber cuál es (de cuyo nombre no quiero acordarme. El resto son tonterías del estilo, que si tenía un galgo corredor ¿qué galgo no lo es? Lanza en astillero (pues claro, donde debe estar).

Mira, Arsenio, yo así no puedo leer. Búscame joyas de la literatura, grandes obras que muestren lo importante, lo esencial, que contengan profundidad de ideas, y no tonterías de estas que sólo sirven para que te den un premio en un pueblo o para presumir de listo y alucinar a la gente crédula

2 comentarios:

Graciela L Arguello dijo...

¡¡¡¡Jajaja!!!!! Te nombro crítico literario del año. Tus comentarios al Quijote no tienen desperdicio. ¡Mirá que escribir sobre un sitio del que no quiere acordarse!!!! Este post es genial, no dejo de reírme Un beso Graciela

mafalda dijo...

Es curioso , que osado eres para algunas cosas y que cobarde para otras...
permitirse, aunque sea en tono jocoso, que al mismo cervantes hubiera gustado, criticar al Quijote, bueno, eso al menos es signo de que lo has leido, no como otras que son de ciencias y lo han empezado mil veces y dejado dos mil, como tantas cosas.....